viernes, 8 de junio de 2012

UN SALTO CUALITATIVO

IPV6: INTERNET VIVE UNO DE SUS MAYORES CAMBIOS
Por Ignacio Pan
ipan@infobae.com

El martes 5 de junio 2012 comenzó a usarse con éxito un nuevo protocolo que permite que miles de millones de dispositivos puedan mejorar su conectividad

Cuando Vinton Cerf y Robert Kahn crearon el protocolo de internet no pensaron jamás que este día llegaría. Luego de meses de anuncios, una revolución llegó finalmente este martes.

Internet tal como la conocemos existe gracias a un sistema que asigna a cada dispositivo (computadora, tableta, celular) una dirección numérica conocida como número IP. Así, por ejemplo, el "nombre" de su dispositivo podría ser 192.136.16.3 y sirve para que los datos lleguen al destino adecuado. Es la "comunicación entre máquinas". Cada dispositivo con acceso a internet necesita de uno de esos números para conectarse, lo cual garantiza que los datos solicitados en línea lleguen al destino adecuado.

Pero la explosión en las ventas de tabletas, celulares, computadoras y otros equipos con acceso a la web trajo un problema: el agotamiento de las direcciones disponibles, que funcionaban bajo el protocolo IPv4.

Como cada número IP puede ser usado por un solo dispositivo al mismo tiempo, la solución hasta ahora pasaba por otorgar IP dinámicas: un usuario se conecta y recibe una; se desconecta y ese mismo número es recibido por otro usuario. Si tenemos en cuenta que en pocos años habrá más dispositivos conectados (televisores, heladeras, robots), las más de 4,000 millones de direcciones de IP que ofrece el sistema IPv4 son escasas y no garantizan que todos los usuarios puedan acceder de manera correcta a internet.

El sistema IPv6 que se puso en marcha este martes ofrece lo que parece ser un número más adecuado: 340 sextillones (340 y 36 ceros) de direcciones de IP. Vinton Cerf "asumió su culpa" recientemente por pensar que 4,200 millones de direcciones IP serían suficientes. La cifra parecía suficiente para los años 70, pero la llegada masiva de internautas y dispositivos conectados a la web demuestran hoy que la situación es otra.

IPv6 e IPv4 convivirán durante varios años, aunque desde las empresas animan a hacer el cambio. "Mantenemos nuestra promesa de una transición sin tropezones al IPv6", dijo Jason Livingood, vicepresidente de sistemas de internet en Comcast, uno de los mayores proveedores norteamericanos.

Las grandes compañías de internet, como Google y Facebook, o de proveedores, como Cisco, animan a las empresas y particulares a hacer la transición, afirmando que eso hará más eficaz la comunicación entre los diferentes aparatos de una red doméstica o profesional. "Su red actual que funciona en el sistema IPv4 no será obsoleta en mucho tiempo", aseguró Sampa Choudhuri, responsable de Cisco. Pero "si, por ejemplo, se hacen negocios con otros que ya se encuentran en el sistema IPv6, interesa hacer la transición lo antes posible", finalizó.

Las primeras pruebas fueron realizadas el año pasado y tuvieron éxito. Internet acaba de tener otra gran revolución, una que esta vez pasó desapercibida.

No hay comentarios: