martes, 22 de noviembre de 2011

Windows 8 reducirá la necesidad de reiniciar después de las actualizaciones

Según Microsoft, Windows 8 reducirá drásticamente el número de reinicios en su programa de actualización automática, lo que debe ser música a los oídos de los usuarios frustrados ante la inclinación del sistema operativo de reiniciar sus máquinas en los momentos más inoportunos para instalar actualizaciones.

"Cuando se trata de Windows Update, uno de los temas más discutidos es lo disruptivo que son los reinicios en el curso de la actualización automática", escribió Steven Sinofsky, presidente de Microsoft Windows y Windows Live, en un blog. "Y hay una buena razón – los reinicios pueden interrumpir en medio de algo importante".

Se ha sabido de algunos usuarios de Windows que han perdido datos en aplicaciones abiertas cuando el sistema operativo instala actualizaciones y reinicia el computador sin el permiso de su operador.

Si bien los reinicios durante las actualizaciones no se eliminarán por completo, lo cual es difícil de hacer porque puede que sea necesario actualizar los archivos abiertos en la memoria, el equipo de desarrollo de Windows 8 cree que ha mejorado el proceso.

Por un lado, no importa cuántas actualizaciones Microsoft lleve a cabo en un mes, sólo habrá un reinicio. Ese reinicio será necesario al mismo tiempo que la empresa envíe sus actualizaciones de seguridad a los usuarios, el segundo martes de cada mes, un día conocido también como Patch Tuesday (Martes de Parches). La única excepción a esa condición sería cuando una actualización de seguridad crítica se envíe a los usuarios, las cuales por demás son raras.

"Esta simplificación ayuda de tres maneras: se mantiene el sistema seguro de manera oportuna, reduce los reinicios y estos se hacen más predecible", escribió Sinofsky.

Los molestosos pop-ups y los diálogos también se han eliminado en el proceso de actualización de Windows 8. En su lugar, un aviso aparecerá en la pantalla de registro informándole que Windows necesita terminar de instalar una actualización. El anuncio aparecerá durante tres días. Si al vencerse usted no ha ejecutado la actualización, Windows reiniciará automáticamente el computador, pero solo si la máquina no está "bloqueada", no tiene aplicaciones ejecutando en la memoria o tiene algún trabajo que no haya sido guardado en la memoria. En otras palabras, esperará que usted acceda a su máquina otra vez antes de realizar el reinicio automático.

Si usted es un usuario de negocios o usa “modo notificar”, la experiencia será diferente. Dependiendo de cómo el administrador del sistema establezca las políticas para su red, usted podría recibir avisos persistentes de reiniciar el equipo para que actualice a Windows. No habrá una cuenta regresiva de tres días o un reinicio automático. En el modo notificar, usted verá un aviso al inicio de la sesión indicando que hay una actualización lista para ser instalada, pero usted no tendrá que preocuparse por los reinicios automáticos.

Al igual que en la versión actual de Windows, la próxima versión apoyará solo un número limitado de actualización de aplicaciones de terceros. La gran variedad de mecanismos de ejecución, de herramientas de instalación, y los enfoques generales a las actualizaciones de todo el espectro de aplicaciones hace que sea imposible empujar todas las actualizaciones a través de Windows Update, explicó Sinofsky.

Sin embargo, señaló, "la nueva tienda de Windows ofrecerá una ventanilla única para las aplicaciones de estilo de Metro, tanto gratis como compradas, con un servicio de actualización integrado para ayudar a asegurar que las aplicaciones sean mantenidas de manera consistente".

No hay comentarios: