jueves, 29 de octubre de 2009

El nacimiento de la Internet

Por Isaías Medina Ferreira

¿Cuándo nace en realidad la Internet? Muchos señalan el 29 de octubre de 1969 (hace 40 años) como la verdadera fecha de nacimiento de la misma, porque fue la primera vez que se enviaron datos de un computador a otro, situado en una localidad remota; pero tan significativo fue lo logrado el 2 de septiembre de 1969: por primera vez se comunicaban dos computadores entre sí en experimento llevado a cabo en UCLA (Universidad de California, Los Ángeles). Aunque el mensaje carecía de sentido, ese logro con el tiempo llevó a la formación de la Internet.

Pero esas dos fechas, siendo importantes, no son las únicas significativas en la vertiginosa evolución de la Internet. Veamos una breve cronología de algunos de los desarrollos más importantes de la Net:

2 de septiembre 1969: como hemos dicho, por primera vez dos computadoras se comunican entre sí.

29 de octubre 1969: por primera vez se enviaron datos de una computadora a otra situada en una localidad remota.

En 1971 Ray Tomlinson envió el primer mensaje de email (correo electrónico), iniciando el uso de @ para separar el nombre del usuario del nombre de la máquina. El mensaje fue enviado desde una computadora a otra que estaba a su lado.

1 de enero de 1983 ARPANET adoptó el protocolo TCP/IP como estándar.

En marzo de 1989 Tim Berners-Lee inventó el World Wide Web (Red Global Mundial). El invento de la WWW hizo posible pasar de la comunicación con textos solamente a páginas capaces de contener textos, imágenes, sonidos, videos y otros contenidos de multimedia.

El 22 de abril de 1993 apareció Mosaic, el primer navegador (web browser).

Con tantas fechas significativas en la evolución de la Red o Net, ¿cómo escoger la más importante?

miércoles, 28 de octubre de 2009

Formando acentos y la Ñ (ñ) en un teclado inglés

¿Cómo puedo formar acentos y la ñ en un teclado inglés?

1. Asegúrese que la tecla Num Lock (en el teclado numérico, a la derecha) está presionada (la luz que le corresponde debe estar encendida).

2. Manteniendo la tecla Alt presionada, para la letra (o carácter) correspondiente, entre el número dado en el teclado numérico:


Para


Entre

á
0225
é
0233
í
0237
ó
0243
ú
0250
Á
0193
É
0201
Í
0205
Ó
0211
Ú
0218
Ñ
0209
ñ
0241
ü (diéresis)
0252
¿ (abrir signo de interrogación)
0191
¡ (abrir signo de admiración)
0161

domingo, 11 de octubre de 2009

El sistema binario

Por Isaías Medina Ferreira

Las computadoras, como las conocemos hoy día, son posibles gracias al sistema binario.

La idea estructural completa de la computadora fue concebida a mitad del siglo 19 por el inglés Charles Babbage. Su gran idea, conocida como el motor analítico, era un complicado sistema de engranajes que constaba de los mismos módulos de que consta una computadora moderna: un subsistema de entrada, la parte procesadora (hoy conocida como el microprocesador o CPU), una parte para almacenar (como la memoria o los discos duros de hoy) y el subsistema de salida (que hoy son la pantalla o el impresor).

Sólo una porción muy pequeña del diseño de Babbage se pudo construir. Aparte de ser un aparato mecánico, el hecho de tener que trabajar con los diez dígitos del sistema denario o decimal (que es el sistema que los humanos utilizamos en nuestras transacciones diarias), complicaba enormemente su construcción. No fue hasta el siglo 20 cuando los avances tecnológicos permitieron la construcción de un computador, primero electromecánico y luego totalmente electrónico.

Uno de los avances que aceleró su desarrollo fue la creación del tubo al vacío en 1901, lo que dio origen a la electrónica. Otros dos acontecimientos memorables ocurrieron en 1937: la tesis del entonces estudiante de MIT Claude Shannon, que implementaba la aritmética binaria utilizando relés (relays) y conmutadores (switches), y el computador Model-K, hecho completamente con relés, de George Stibitz, de Bell Labs. Lo remarcable de los acontecimientos de 1937 es el uso de elementos activos como el relé que utilizaban sistemas binarios y el nacimiento de la llamada electrónica digital.

La importancia del nacimiento de la electrónica es la habilidad de permitir la fabricación de elementos binarios (switches) más rápidos, como fue primero el tubo al vacío, y después el transistor; y más tarde los circuitos integrados y, por último, los microprocesadores.

¿Qué es un sistema binario?

La respuesta corta es que un sistema binario es un switch o conmutador; o sea, un elemento que puede presentar una de dos posiciones opuestas en un determinado momento. Las posiciones de que hablamos son: encendido y apagado (como en el alumbrado de nuestros hogares); verdadero y falso (como en lógica); dos niveles distintos de voltajes (como en una linterna, 4.5V y 0V, o en un circuito integrado 5V (alto) y 0V (bajo)); esas dos posiciones, o niveles, se expresan matemáticamente como 1 ó 0, los cuales son llamados bits. BIT es una palabra construida con el comienzo y la terminación de BInary digiT; o sea, dígitos binarios. Por tanto, el sistema binario es una cadena de 1s y 0s con los que es posible expresar cualquier cantidad, de la misma manera que los humanos utilizamos el sistema decimal, que es una cadena de dígitos del 0 al 9.

El sistema decimal

La mejor forma de entender el sistema binario, es repasando nuestro sistema denario o decimal.

Comencemos por decir que tanto en el sistema decimal como en el binario, los dígitos usados tienen un valor que depende de su posición, o el lugar que ocupan, en un esquema que aumenta por un factor fijo determinado de derecha a izquierda. En el sistema decimal, ese factor es de diez (10), y en el sistema binario, ese valor es de dos (2).

Si, por ejemplo, escribimos 3,333 en decimal, aunque hemos escrito el mismo dígito 4 veces, lógicamente cada uno de esos 3 tiene un valor diferente que depende del lugar que ocupa.

Comenzando con 1 en la extrema derecha, sabemos que el valor de cada posición en decimal es igual a la posición anterior multiplicada por 10. Veamos:

10,000 x 101,000 x 10100 x 1010 x 101 x 10   1
100,00010,0001,00010010   1

Así, para encontrar el verdadero valor de cada dígito en una expresión tal como 3333, lo que hacemos es multiplicar cada 3 por su valor posicional y sumamos los valores obtenidos.
100010010  1
3 x 10003 x 1003 x 103 x 1
3000300303

La suma de 3000 + 300 + 30 + 3 es igual a 3,333, en este caso.

¿Cómo funciona el sistema binario?

El sistema binario, como hemos dicho, es también un sistema en que cada dígito tiene un valor único, dependiendo del lugar que ocupa. Comenzando con 1 en la extrema derecha, el valor de cada posición en binario es igual a la posición anterior multiplicada por 2. Veamos:
256 x 2128 x 264 x 232 x 216 x 28 x 24 x 22 x 21 x 2   1
512256128643216842   1

Ya dijimos que en el sistema binario sólo se utilizan dos dígitos, el 1 y el 0. Eso lo hace muy bueno para las computadoras, pero engorroso para los humanos, razón por la que por lo general para que un número binario haga sentido para nosotros, debemos convertirlo a decimal.

Para hacer esa conversión, todo lo que tenemos que hacer es, comenzando con 1 en la derecha, poner el valor correspondiente de cada posición que ocupa cada uno de los dígitos binarios. Veamos el número binario 11010110. Observe la tabla para ver el valor posicional correspondiente de cada dígito y su valor correspondiente en decimal. Note que sólo las posiciones de los números binarios 1 tienen un valor decimal correspondiente.
Valor por posición   128    64    32    16    8    4    2    1
Número binario   1    1    0    1    0    1    1    0
Valor decimal   128    64    0    16    0    4    2    0

El equivalente decimal de 11010110 se reduce simplemente a sumar el valor decimal correspondiente de los valores posicionales de los binarios 1; a saber, 128 + 64 + 16 + 4 + 2 es igual a 214 en decimal.

Practiquemos: ¿Cuál es el valor decimal de 1011?
Valor por posición   8    4    2    1
Número binario   1    0    1    1 
Valor decimal   8    0    2    1

O sea, 8 + 2 + 1 = 11

Vamos a contar en decimal del 0 al 15. A la derecha está su equivalente en binario.

Decimal


Binario

0
0000
1
0001
2
0010
3
0011
4
0100
5
0101
6
0110
7
0111
8
1000
9
1001
10
1010
11
1011
12
1100
13
1101
14
1110
15
1111

Existen otros sistemas de contar utilizados en computadoras, todos basados en múltiplos de dos, los cuales fueron creados primordialmente para asistir a los humanos: el Octal, de 8 dígitos (que es lo que llamamos un “byte”) y el Hexadecimal (o Hex), de 16 dígitos (utilizando los dígitos del 0 al 9 y las primeras seis letras del alfabeto, de A hasta F).

Pero no importa si trabajamos en octal o hexadecimal, las computadoras sólo entienden combinaciones de 0 y 1; y todo lo que se alimente a éstas debe ser traducido a binario (señales que ocupan una de dos posiciones, alta o baja) para que los circuitos puedan trabajar. Esas traducciones se hacen automáticamente, por supuesto. Por ejemplo: cada vez que pulsamos una tecla en el teclado de un computador, una combinación de 7 bits únicos son generados, el llamado sistema ASCII.

El sistema hexadecimal

La que sigue es una tabla comparativa de los sistemas decimal, binario y hexadecimal
DecimalBinarioHexadecimal
0
0000
0
1
0001
1
2
0010
2
3
0011
3
4
0100
4
5
0101
5
6
0110
6
7
0111
7
8
1000
8
9
1001
9
10
1010
A
11
1011
B
12
1100
C
13
1101
D
14
1110
E
15
1111
F

Ejemplo de un número en hexadecimal sería 1F, cuyo equivalente en binario sería 00011111 y en decimal 31.

martes, 6 de octubre de 2009

Dr. Grace Brewster Murray Hopper (1906-1992)

Perfil breve
Por Isaías Medina Ferreira

La palabra inglesa que se utiliza para designar un error en el “software” de un computador es bug (insecto). El término lo acuñó Grace Hopper, pionera de las computadoras, mientras trabajaba para la marina de los Estados Unidos en la Harvard Mark I, una computadora electromecánica cuyo elemento activo de conmutación era el relé o relay.

“En 1945, un verano húmedo y caliente”, cuenta Grace, “de repente la Mark I paró su operación. Investigaciones ulteriores determinaron que un insecto había quedado atrapado en uno de los contactos de un relay... removimos el intruso con pinzas y lo pegamos en el libro de registro con una nota que decía ‘el primer caso de insecto encontrado’, y la Mark I continuó trabajando sin problemas. Después del incidente, cada vez que el oficial nos preguntaba si había algún progreso, la respuesta era invariablemente ‘estamos depurando (debugging) la computadora’”.

Grace Hopper fue una mujer “fuera de serie”, como dicen, que triunfó decisivamente en campos no sólo vedados para las mujeres, sino que por ser tan nuevos algunos, eran extraños para la mayoría de los mortales, hombre o mujer. Fue oficial de carrera de la marina de los Estados Unidos, alcanzando el rango de almirante; se considera una de las primeras programadoras de computadoras, habiendo desarrollado el primer “compilador”, un programa traductor de lenguaje de programación de “alto nivel” —el que usa construcciones gramaticales parecidas al lenguaje de los humanos: inglés, español, etc. Ejemplo de esas lenguas de programación son C++ y Visual BASIC. La traducción debe hacerse al lenguaje binario (de “bajo nivel”) que es el único que las máquinas entienden.

Grace trabajó también en el desarrollo de COBOL (COmmon Business-Oriented Languaje), el primer programa de alto nivel desarrollado exclusivamente para negocios.

Nacida el 9 de Diciembre de 1906, en Nueva York, Grace Hopper demostró curiosidad por las máquinas desde temprana edad cuando a los 7 años desensambló todos los relojes de alarma de la casa para ver cómo funcionaban. Esta curiosidad le serviría bien en su carrera.

Siendo profesora de Vassar College, donde se licenció en 1928, Grace recibió un doctorado en matemáticas de la Universidad de Yale, en 1934. Su profesorado en Vassar continuó hasta 1943 cuando se unió a la marina con el rango de teniente. Con los preparativos de la guerra, su primera asignación fue en el centro de cómputos de los Laboratorios Cruft de la Universidad de Harvard, bajo la dirección de Howard Aiken, quien desarrolló la serie de computadoras Harvard-Mark.

Grace fue la tercera persona en programar la Mark I. Más tarde trabajaría en el desarrollo de las Mark II y III.

Mujer incansable, Grace Hopper siempre tuvo más de un trabajo, pues mientras trabajaba en la industria, también enseñaba. “Haber entrenado tantas mentes jóvenes fue mi mayor logro y haber servido a mi país mi mayor orgullo”, decía. Llegando al final de su carrera, daba hasta 200 charlas anuales, además de ser consultora de algunas de las compañías de computadoras más prestigiosas, como Digital Equipment Corporation (DEC, hoy parte de Compaq-Hewlett-Packard).

Su sentido del humor, además, como lo atestigua la anécdota que da entrada a este escrito, fue legendario.

Su dedicación y aportaciones le granjearon el respeto y el reconocimiento tanto de la industria, como de la familia académica y la militar. Entre los múltiples premios que recibió, están por lo menos 37 doctorados honoríficos; haber sido nombrada la primera persona “Man of the Year” (Hombre del Año; en ese tiempo no existía la preocupación o necesidad de estar “políticamente correcto”) en el campo de la ciencia de las computadoras; fue el primer norteamericano, hombre o mujer, y la primera mujer en la historia de ese cuerpo, en ser electa “Distinguished Fellow” (Miembro Distinguido) de la Sociedad Británica de Computadoras (British Computer Society); y, fue la primera mujer en los Estados Unidos en recibir la Medalla Nacional de Tecnología.

A su muerte, acaecida en Enero 1, de 1992, en Arlington, Virginia, USA, Grace Brewster Murray Hopper, fue enterrada con todos los honores militares de la marina en el Cementerio Nacional de Arlington.

A Grace Hopper le debemos no sólo su pasión por el trabajo bien hecho, sino también muchas de las técnicas de programación las cuales —nacidas de su visión futurística inquebrantable, que no se amilanó cuando le dijeron que la idea de lenguas de programación en lenguaje similar al inglés no eran posibles, pues “las computadoras no entienden inglés” —, hacen hoy que las computadoras sean más fáciles de usar.

sábado, 3 de octubre de 2009

La Teoría de la Relatividad: más de un siglo de vida

Por Juan Carlos García

Con una centena de años a cuestas, la Teoría de la Relatividad luce más joven que nunca. A continuación les presento unas reflexiones sobre E=mc2. Es una fórmula tremendamente simple y maravillosamente compleja. Gran parte de los misterios del universo quedan del todo esclarecidos gracias a ella. Por medio de E=mc2, la Teoría de la Relatividad ha sido probada hasta en un 99%. Que un cerebro humano haya sido capaz de sospechar que la materia y la energía son dos manifestaciones de la misma cosa, prueba que el Dr. Einstein fue un verdadero genio.

Que una persona haya descubierto que espacio y tiempo también son dos manifestaciones de la misma cosa, demuestra lo privilegiado de la mente creadora de Don Albert. Es más: que alguien haya sido capaz de establecer que el tiempo y el espacio se curvan ante la presencia de masa, lo que se manifiesta ante nuestros ojos como la fuerza de gravedad, deja claro que el inmenso talento del científico alemán no ha tenido parangón en la historia de la ciencia.

A su vez, este sabio deslumbrante demostró que la curvatura del espacio-tiempo afecta la trayectoria de los cuerpos móviles, incluida la luz. De este modo, la tesis de Einstein desplaza de golpe a la ciencia de Newton, que tenía casi 400 años de autoridad física. Igualmente, afirmar que "El universo es finito pero ilimitado" es una contundente muestra de su capacidad para elaborar conceptos. Para muchos, semejante postulado suena a contradicción, pero es una proclamación llena de profundidad y elegancia.

Con su fórmula E=mc2 todo quedó claro: la fuerza de gravedad, la expansión del universo, la materia oscura, los agujeros negros, los agujeros de gusano, los pulsares, las estrellas de neutrones, la naturaleza del Sol y la cantidad de vida que le queda por delante. A causa de dichas 4 siglas, quizás la teoría de cuerdas del mundo sub-atómico y de mecánica cuántica, queden a la postre finalmente comprendidos.

Sin embargo, Einstein fue arrastrado por el vendaval de la política, pese a ser el primer enemigo de este quehacer humano. Albert Einstein aborrecía la política y a los políticos.

Curioso es que el gran pacifista que fue Albert Einstein, urgió al presidente de los Estados Unidos a construir la bomba atómica. La carta fue enviada al presidente Franklin D. Roosevelt, pero quien la ejecutó fue su sucesor, el presidente Truman. Sólo se construyeron dos bombas. No había más en 1945. Eran dos artefactos enormes: Trinity fue el apodo para el lanzamiento de prueba, como Fatman (Gordito) lo fue para el escenario real de Hiroshima. Si fallaban o no lograban persuadir a Japón de rendirse, la Segunda Guerra Mundial habría continuado, quién sabe a costo de cuántas muertes y cuántas bombas más.

Cuando niño, Einstein cayó enfermo. Estando en cama su padre le regaló una brújula, que fue la clave de muchos de sus hallazgos, según explicó años más adelante. ¿Pero qué tiene que ver una brújula con su fórmula? Nada. Pero despertó su imaginación, que fue lo importante. Un dato al margen: se dice que tuvo muchas amantes, todas aprobadas por su segunda esposa, ya que con ella firmó un acuerdo sui generis matrimonial, en una de cuyas cláusulas le permitía tomarse esta clase de libertades de aposento. Quizás, como en todo, meros chismes de postín científico.

Al centro de un lago se le vería tocar el violín, a solas, reiteradas veces con la complicidad de su silencio, y bajo el plafón de la noche tachonado de estrellas. El Dr. Einstein aseguraba que la moralidad no era dictada por Dios sino escrita por la humanidad. La ética, -dijo muchas veces- es una preocupación exclusivamente humana, sobre la que no hay ninguna autoridad sobrehumana. Vegetariano el resto de su vida desde los 60, creyó fuertemente en el renacer de nuestra especie, pero a costa de mucho sacrificio.

Pese a su talento superior, el Dr. Einstein era un matemático relativamente pobre. Basta decir que no aprobó su examen de admisión a la universidad. Su esposa, Mileva, era quien muchas veces lo asistía en dicha materia. Algunos extraviados han llegado a afirmar que su fórmula se la dictó un extraterrestre, ya que ningún ser humano estaría en capacidad de elaborarla. Como ser humano al fin, cometió hasta 6 errores de cálculo al intentar explicar matemáticamente su fórmula.

Un alumno suyo logró sacarlo de uno de sus errores llenado delante de él 5 pizarras de cálculos. Einstein le quedó hondamente agradecido. Se le llama el genio de las 23 errores, ya que esa fue la cantidad de metidas de pata que cometió en nombre de la ciencia, un número muy alto de errores fácilmente perdonables gracias a su resplandeciente joya universal: E=mc2. Dicha fórmula ha sido reproducida en 90 de los 101 pisos del Taipei 1001, de Taiwán y ha sido formada por 20 mil estudiantes para establecer un récord Guinness.

Juan Carlos García, además de periodista y escritor, es astrónomo, graduado en Cambridge, England, en 1982

Tomado de Media Isla, boletín distribuido por correo electrónico que según sus propulsores más que un grupo o comunidad cerrada, constituye hoy por hoy una modesta sala de lectura donde convergen una serie de personas interesadas en la construcción de un puente de doble vía, a través de la reflexión y el ameno intercambio de información interesante.

jueves, 1 de octubre de 2009

Richard P. Feynman

Perfil Breve
Por Isaías Medina Ferreira

El recuerdo más vívido que tengo de Richard Feynman fue verle en televisión, padeciendo ya de la enfermedad que le arrebataría la vida, demostrar con su estilo sencillo por qué la nave Challenger se desintegró en el aire matando a sus siete tripulantes 73 segundos después de haberse encumbrado en el despejado cielo de la Florida, el día 28 de enero de 1986.

Feynman, premio Nóbel de Física en 1965, por sus trabajos con Helio (Helium), ha sido uno de los científicos y profesores más celebrados y reverenciados de los tiempos modernos. Con un sentido del humor y una curiosidad insaciables, Feynman fue la personificación de “si está usted seguro de sí mismo, no importa lo que digan los demás”.

Entre los hechos memorables de su vida, además del premio Nóbel y de ayudar en la resolución de la explosión del Challenger, están el haber sido un profesor consumado y venerado en Caltech (California Institute of Technology), su colaboración en el desarrollo de la Bomba Atómica, su contribución a expandir el entendimiento de la electrodinámica cuántica (para lo que desarrolló los famosos Diagramas de Feynman que simplificaron la explicación de las ecuaciones diferenciales) y la traducción de Jeroglíficos Mayas.

Más allá de todo eso, sin embargo, están los rasgos únicos de su personalidad y su amor por lo divertido que lo llevaron a practicar pasatiempos tales como descifrar códigos de cajas de seguridad en minutos (mientras estaba en el Proyecto Manhattan, en Los Álamos, Nuevo Méjico, como parte del equipo que desarrollaría la bomba atómica), resolver problemas mentales de matemáticas en menos de un minuto, dedicarse a la pintura entrado ya en años, tocar el bongó, lo cual lo llevó a Brasil donde participó en una comparsa en el Carnaval de Río de Janeiro.

Richard Feynman nació en New York, el día 11 de Mayo de 1918 y murió en California, el 15 de Febrero de 1988. Entre lo mucho que se ha escrito sobre Feynman, hay dos libros divertidísimos que retratan su lado humano: Surely you’re joking, Mr. Feynman! (¿Está usted de broma, Sr. Feynman?) y What do you care what other people think! (¡Qué te importa lo que piensen los demás!). En la Red, vaya a Feynman para explorar más sobre este ser humano único y extraordinario. Además, explore: Richard Feynman